Saltar al contenido

La Abeja Reina | Cómo es, qué come, función

Publicado el , actualizado el

Las abejas son el único insecto que fabrica un alimento que los humanos consumimos, la miel. Miles de abejas conviven juntas en sus colmenas. Se organizan en complejas estructuras sociales y se reparten las tareas necesarias para que la colmena funcione bien. Sin embargo, a pesar de que las abejas son tantas, solo una es el verdadero corazón de la colonia; la reina. En este artículo de PetDarling vamos a contarte qué es una abeja reina, cómo es, qué hace y muchas curiosidades sobre ellas. ¡Comenzamos con esta preciosa información!

La abeja reina y su función

En las colmenas existen tres castas de abejas melíferas (Apis mellifera); obreras, reina y zánganos. La abeja reina es la única hembra fértil de la colonia y madre de las demás abejas. Tiene una función reproductiva, ya que una sola abeja reina puede poner 1.000 huevos al día ó 200.000 huevos en un año. En los meses previos al verano, suele incrementar su producción llegando a poner hasta 2.000 huevos diarios. Esto supone el peso de los huevos que pone en un solo día es superior al peso de su propio cuerpo. Sus huevos fertilizados dan origen a hembras infértiles (las obreras) y de sus huevos no fertilizados nacen los machos fértiles (zánganos).

Tanto la abeja reina como las obreras nacen de huevos fertilizados y tienen 32 cromosomas. En cambio, los zánganos (machos) nacen de huevos no fertilizados y solo poseen 16 cromosomas.

La abeja reina no recolecta polen o néctar ni tampoco produce miel, sino que es atendida por las obreras quienes la alimentan y limpian a diario. La reina vive prácticamente siempre dentro de la colmena, donde se siente segura. Las obreras están muy pendientes de su reina y siempre pululan a su alrededor. Limpian su cuerpo con sus lenguas, cuidan de los huevos en cuanto la reina los pone y también se encargan de alimentarla. Hacen todo esto porque la reina es el verdadero corazón de la colmena.

Qué come la abeja reina

Mientras todas las demás abejas se alimentan de miel, néctar y polen, la reina recibe un alimento especial llamado jalea real, más rico en proteínas, azúcares y nutrientes que la miel. Para alimentar a la reina, las obreras depositan la jalea real directamente en su boca.

> Descubre qué comen los patos ¡y no les des pan nunca más!

la abeja reina

El tamaño de la abeja reina

La reina es la abeja más grande de la colmena, su tamaño es dos veces el de una abeja obrera y mide 2 cm de largo. Su cuerpo se diferencia también porque su abdomen que está hiperdesarrollado en comparación con las obreras, ya que el abdomen de la reina contiene su oviducto, por el cual descienden los huevos al exterior. A pesar de ser más grandes, para el ojo humano no es fácil identificar a una reina entre cientos de obreras. Por eso, se las marca con un punto de pintura especial (no tóxica) en el tórax.

Cómo nace una abeja reina

Las abejas reinas nacen de huevos idénticos a los de las obreras. La única diferencia es que para que una larva se desarrolle como abeja reina debe ser alimentada con jalea real, en lugar de con polen, néctar o miel. Las obreras permiten vivir a una nueva abeja reina solo en tres casos:

  • Si su reina ha desaparecido, por ejemplo, si ha salido para su vuelo nupcial y no regresa más. Seguramente haya muerto por accidente. La noticia de la muerte de la reina será sabida por todas las obreras en 15 minutos, y éstas comenzarán de inmediato a alimentar algunas larvas de forma especial para que una de ellas ocupe el trono.
  • Si la producción de huevos de la reina actual es muy baja, debido a que esté enferma o débil. Esto suele ocurrir a partir del cuarto año de vida de la reina.
  • Si la colonia está planeando expandirse y fundar una segunda colonia, de forma que la nueva reina liderará esta nueva colmena. Esto ocurre cuando la colonia es próspera y tiene tantos miembros que ya no hay suficiente espacio en la colmena.

Si la reina desaparece, las obreras se darán cuenta pasados 15 minutos. Inmediatamente comienzan a alimentar algunas larvas de forma especial, con jalea real, para formar la que será su nueva reina.

Cuando se cumple alguna de estas premisas, las obreras empiezan a alimentar algunas larvas con grandes cantidades de jalea real para convertirlas en nuevas abejas reina. En comparación, las larvas de abejas obreras comen menos cantidad de comida que las futuras reinas y ésta tiene menos azúcares y nutrientes. Es esta diferencia en la alimentación la que hace que una larva se convierta en obrera infértil o en reina fértil.

la abeja reina

Cuando nace la nueva reina, si la actual vive, elige entre matarla, hacer que se marche con algunas obreras a fundar otra colonia, o dejarla vivir en la colmena. En ese caso, la vieja reina se irá fuera a fundar una nueva colonia con un grupo de obreras leales y ya no volverá en los años que le queden de vida. Es ella quien permite que la nueva reina (su hija) herede su colonia y le cede su puesto.

En caso de que las obreras hayan elegido alimentar una nueva reina porque la existente está débil y pone pocos huevos, cuando la nueva nazca le dedicarán toda la atención y la alimentarán y cuidarán con afecto. En cambio, a la vieja reina la dejarán de lado, lo que a menudo acabará por causarle la muerte.

Cuánto vive una abeja reina

Una abeja reina vive entre 2 y 5 años, aunque excepcionalmente algunas pueden llegar hasta los 6 años. La reina es la abeja más longeva de la colmena con diferencia y es la única que sobrevive durante varias temporadas. Su época más fértil, cuándo pondrá más cantidad de huevos, es hasta los 4 años.

Una reina débil puede morir al cabo de un año por diversas enfermedades o a causa de una muerte repentina.

Cómo comprar una abeja reina

A la hora de comprar una abeja reina escoge un apicultor o centro de cría de confianza. El precio de una abeja reina virgen es de 6 euros y el de una fecundada es de 26 euros, aproximadamente. Las cualidades que debes buscar en una buena reina son: fertilidad, fortaleza, salud y mansedumbre. Asegúrate de no adquirir abejas agresivas, porque a medio plazo seguro que quieres reemplazar esa reina por otra más dócil para que sus obreras no ataquen a todo lo que se mueva. Esto es importante, sobre todo si tienes vecinos cerca.

comprar abeja reina

¿Hay que cambiar la abeja reina cada año?

No, no es necesario cambiar a la reina cada año. Lo mejor es esperar a que sean las propias obreras las que sustituyan a una reina con bajo rendimiento, lo cual suele ocurrir a partir de su cuarto año de vida. Algunos productores de miel a gran escala realizan esta práctica (la substitución anual de la reina) e incluso la recomiendan. Pero en realidad, no hay necesidad de hacerlo. Si alguien tiene una colonia de abejas saludables y amistosas (es decir, no agresivas hacia el humano) por qué iba a querer substituir artificialmente a una reina que realiza bien su función cuando además aún le quedan tres años de vida. Suena cruel, pero además es innecesario.

La única ganancia serán un poquito más de miel al final de la temporada, eso en caso de que la nueva reina salga buena, lo cual no siempre es así. Solo debe reemplazarse una reina si hay un motivo de peso para ello.

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo en tus redes sociales y no olvides contarnos más abajo tus dudas o experiencias sobre las abejas. ¡Te leemos!

Bibliografía

  1.  «Contribution of honeybee drones of different age to colonial thermoregulation» de Kovac H. Apidologie. 2009.
  2. Plan nacional apícola 2020-2022, Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.