Cómo saber si mi gato me quiere | 10 señales de amor

Publicado 10/05/2014 - Actualizado: 20/10/2021

como saber si mi gato me quiere

Mi gato me ama. Espera un momento… ¡tal vez no me ama!! 😉 ¿Sabes como demuestran amor los gatos? Pues es muy sencillo. Aunque los animales no hablen, sólo tenemos que fijarnos en su comportamiento, su actitud y su lenguaje corporal. Observando qué cosas hace tu gato cuanto tu estás cerca, sabrás si tu gato te ama. Como saber si mi gato me quiere , atento a estas 10 señales infalibles! ♥ 

Cómo saber si mi gato me quiere: 10 signos

Atento a las 10 señales de amor en gatos, si las recibes a diario ¡siéntete afortunado porque un minino está loco por ti!:

1. Se refrota la cabeza y las mejillas contra ti

Esto lo hacen porque los gatos saludan con la cabeza y también porque en esa zona hay más concentración de feromonas, y así comparten su olor contigo, formando como un «olor de familia» conjunto.

como saber si mi gato me ama

2. Fíjate si ronronea en tu presencia y aún ronronea más cuando le acaricias suavemente la cabecita

Los gatos ronronean cuando están a gusto, relajados y felices, rodeados de su gente favorita. El ronroneo es un sonido casi tántrico, porque además de ser muy agradable de escuchar (al menos para mi!) tiene hasta propiedades curativas y beneficios para la salud.

como demuestran amor los gatos

3. Si tu gato se da la vuelta y te muestra su barriga es porque confía en ti

Si tu gato se da la vuelta y te enseña su tripita, es un signo que está demostrando confianza plena en ti ya que sabe que tú no le harás daño. Su vientre es la parte más vulnerable de su cuerpo y los gatos solo lo muestran cuando se sienten totalmente confiados en presencia de alguien.

4. Cuando levanta la cola significa eres su amigo

minino jugando con una niña

Si acaricias a tu gatito y levanta la cola como si tuviese un muelle incorporado, es una buena señal. Para más detalles e información de qué significa esto exactamente, puedes leer este súper post Por que los gatos levantan la cola cuando les acaricias la espalda. 

5. Si tu gato te da mordisquitos en los dedos o la nariz te está demostrando su amor

familia de felinos bebés

Si, podríamos llamar a esto «love bites» o mordisquitos de amor gatuno. Los gatos hacen estos mordisquitos entre ellos, y también suelen morder nuestros deditos o nuestra nariz cuando estamos acostados o relajados, y eso en idioma felino es una señal clara de que tu gato te quiere.

6. Tu gato te lame y te acicala porque te ve como a uno de los suyos

Las madres gatas lamen a sus gatitos, y los gatos adultos lamen a los más jóvenes. Esto es una señal de amor, protección y cuidado hacia sus seres más queridos. Dos gatos que se llevan mal jamás se lamerán uno al otro, ya que esto es una señal de intimidad y cariño para ellos. –«Ayy humano, que no te duchas bien, ven aquí que te lave un poco, anda»- algo así debe pensar tu gato. 😉

7. Te amasa con sus patitas en la tripa o las piernas

¿Aun no sabes en que consiste esto de amasar? Los gatos normalmente amasan mantas, a otros compañeros gatos, y a sus humanos favoritos. -Lo que hay detrás de este comportamiento de amasar, es un concepto muy bonito que tiene su explicación.

¿Quieres detalles? Lee Por qué los gatos amasan mantas!

8. Tu gato duerme encima de ti o contigo

como se que mi gato me ama

Los gatos adoran dormir con sus mejores amigos, con sus mamás, con sus hermanos, y por supuesto ¡con su amado humano! Si tu gato desea dormir contigo o encima de ti es porque te quiere, ni más ni menos. Los animales jamás dormirían cerca de alguien en quien no confían, ya que durante el sueño son totalmente vulnerables y por eso, esta señal significa amor, confianza y tranquilidad.

9. Tu gato te trae regalos

Vale, los regalos de los gatos son un poco basurilla, para que nos vamos a engañar -pueden ser un ratón muerto, un pajarito medio seco, un  papel, un juguete de gatos mojado… Cosas así que sólo les gustan a ellos. Pero lo que cuenta es la intención, ya sabes. Así que si tu gato te deja regalos en tu almohada, en la puerta de tu casa o por el suelo… ¡es que te adora!

10. El parpadeo lento

Si, eso es lo que se llama el beso del gato (los gatos cierran los ojos lentamente para comunicarse). Este signo lo usan para par que quien los ve sienta calma. Significa que tu gato está relajado y a gusto, que no existe nada de qué preocuparse y quiere que tu también te sientas seguro y tranquilo.

Mi gato no me quiere

Si tras leer este artículo has llegado a la conclusión de que tu gato ya no te quiere… ¡no desesperes! Algunos gatos son más cariñosos que otros, la raza del gato también influye, y sobre todo, lo afectuoso que es un gato depende de como ha sido educado y tratado desde pequeño.

Muchos gatos adoptados que lo han pasado mal antes de llegar a nuestra casa, pueden ser un poco más huraños. Esto no es porque sean malos, sino simplemente porque la vida les ha enseñado a ser más miedosos y precavidos, para protegerse de quien no los ha tratado bien. Otros gatos aman mucho a su humano, y disfrutan estando cerca de él, pero simplemente no les gusta que los agarren en brazos, porque sienten que es como una invasión de su espacio. Es decir, si tu gato parece poco cariñoso pero está siempre en la misma habitación que tú, aunque esté a uno o dos metros de ti, en lenguaje gatuno significa que te quiere mucho y aprecia tu cercanía (incluso si no te toca físicamente).

Pero todo es modificable, con el trabajo adecuado y un poco de paciencia.  Por eso, si quieres que tu gato te demuestre más afecto, gánate su confianza poco a poco. No le persigas por la casa, no le agobies ni trates de obligarle. Simplemente disfruta pasando tiempo relajado, cerca de tu gato, aunque al principio ni lo toques! Ofrécele algunas golosinas de vez en cuando, juega con él, háblale con voz suave y tranquila.  Será una cuestión de meses, pero ¡valdrá la pena!

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo en tus redes sociales, para que más gente conozca esta valiosa información. 🙂

Entradas relacionadas

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios (177)

Lei todos pos post y en verdad soy muy feliz de que mas personas valoren a sus hermosos peludos como compañeros unicos!
Mi bebe se llama elvis es parte de mi pequeña familia (con el somos tres), es un gato bien portado cumple contodas las carasteristicas de un gato que te quiere.

Bueno les cuento una anecdota; mi gato a veces se introduce a la ducha cuando me baño y se moja, eso comenzo cuando llego a la casa tenia pelones y estaba lleno de pulgas y solo se me ocurrio bañarlo y claro funciono de maravilla, luego me di cuenta que siempre buscaba el agua (se metia dentro de du plato para el agua), luego al wc y asi tambien a la dicha cuando uno se baña. Es un gato muy peculiar y el mejor compañero gatuno que puedo tener <3

Responder

jajaja que lindo Elvis el «acuático»! Todos mis gatos odian el agua…

Responder

Mi gatita tiene poco de estar conmigo y creo q me quiere. Me ronronea…juega y anda detras mío…ya me chupa las manos y me toca el pelo a cada rato.

Duerme sobre mi regazo tranquilamente y donde ando yo ahí anda…casi no llora nunca y claro me araña jugando me muerde suavecillo . Parece q si nos hemos adaptado bien. A mi me.habían advertido q ella era muy dulce y que era igual de pega que un perro jajajaa es cierto…es demasiado apegada…por dicha …seguro sabe q uno la quiere. Lindo artículo.

Responder

GRacias Diana, y linda gatita tienes tú!

Responder

bueno yo bine de a mi casa despues de tres largos meses me dormi y el gato de la casa me levanta lambiendo mi rostro y me mira jaja k rika forma de levantarme …

Responder

Si, una gran bienvenida!! 😉

Responder

todo lo que pone aqui mi gato lo cumple e incluso a veces me lame tooooooda la cara, para mis padres es asqueroso , para mi , un amor

Responder

jaja ¿como que asqueroso? tu lo has dicho, es un amor!! Un saludo Celia!

Responder

Hola, tengo una gatita de 3 meses apenas tiene tres días conmigo y aunque al principio se la pasaba maullando ahora me sigue quiere dormir conmigo y cuando me voy maulla mucho me muerde los dedos, me acicala y ronronea, pero aun así se esconde, ¿se debe a por qué es nueva en casa? ¿o es una gata miedosilla?

Responder

Hola Daniela, depende de donde venga, (si es adoptada y era de la calle, por ejemplo), son más tímidos al principio. También, al ser bebé y por el cambio de casa es normal que se escondan al principio. Hasta que pasen un par de semanas estará un poco descondertada, pero por lo que dices ya te quiere, así que seguro tendreís una gran amistad por mucho tiempo!

Responder

Eu tenho uma gata e um gato e sempre estan a seguirme ronrtonean e dormrn encima de mi sera que mr aman muito?

Responder

sim

Responder

Hace 4 mese y medio se murió mi gatito después de 16 años conmigo por fallo renal era un ángel solo vivió para darme amor lo extrañaba mucho. Esta semana por consejos de amistades fue y adopte una bebe de 7 semanas se pasa jugando y es muy cariñosa pero no sé si hice bien cómo se sentiría mi bebé fallecido 🙁
Qué piensan ustedes?

Responder

Hola Maritza, eso son pensamientos humanos de culpa, y no están basados en como funcionan las cosas en verdad. ¿Tu crees que alguien que te ama de verdad quiere que estés solo el resto de tu vida? Imagina que tu hubieses faltado antes que tu gatito viejito, ¿querrías que él no encontrase familia y fuese callejero y desgraciado, solo para respetar tu memoria? Por supuesto que no, tu querrías que él encontrase otra familia y serías feliz viéndole feliz, desde arriba, ¿no? Pues esto es igual, cualquier ser que te ame de verdad, quiere tu bien. Si no, es que no te ama. Y por experiencia creo, que los gatos y perros sí saben amar. Un saludo, no pienses cosas que no son y juega mucho con tu nuevo bebé!!

Responder

Hola tengo 3 lindos hijitos gatunos que hacen todo lo que dicen pero uno que es ultra regalon hoy hizo un poco de pis en mi brazo y la cama mientras lo acariciaba, es normal?? Nunca antes lo había hecho

Responder

Pues depende de como lo hiciera. Puede ser que fuera solo un escape por la emoción, o puede ser si no estaba castrado que te esté marcando. Es su manera de marcar que eres suya para que ningún otro gato «le quite a su humana». Pero si lo vuelva a hacer dile «NO», para que no siga con esa conducta. No es agradable que te marquen con pis…

Responder

No se les olvida nunca Evan… Siento mucho vuestra perdida.
Gracias por dar la oportunidad a otro peludo!

Responder

La siguiente historia la cuento con mucho cariño, hace poco más de 15 años llego mi hermana y mi madre a la casa con una pequeña criatura en sus manos, una gatita siamés (no sé si genuina, pero en todo caso no importa), al principio era para mí, pero a mi primo le gusto tanto que comenzó a hacer rabietas para que se la diera, total que así paso.
Durante los siguientes años la quisieron, la trataron muy bien y estaba muy bien la pequeña, pero después de un tiempo, no sé exactamente por qué pero dejaron de comprarle comida especial para gatos, tiempo después la abandonaron o hay otra palabra que lo defina, entonces mi prima la acogió, ella ya tenía gatos y era en la misma casa asique la peque se incorporó muy bien, pasaron algunos años más y debido a un acontecimiento ella se tuvo que ir y dejo a todos los gatos en la casa, entre todos hicieron un esfuerzo para ayudar a los gatos principalmente porque los gatos alejaban a los ratones, algunos se fueron a buscar a su dueña y otros se quedaron, entre ellos la peque, pasaron los años y ella se hizo huraña y desconfiada, no se le acercaba a nadie, a la hora de comer si no te ibas no comía.
Pero con el recuerdo de que originalmente ella habría sido mía, comencé a tratarla, mientas comía yo me acercaba poco a poco aunque en cuanto se deba cuenta huía, paso un tiempo y no había mucho avance y para mi que no soy el señor paciencia, sin más ni más, la tome y la abrace XD, menudos arañazos me metió, pero la pude abrazar, y así cada vez aguantaba más hasta que un día ya era parte de la familia de nuevo, incluso logre convencer a mi familia de dejarla dormir adentro con la excusa de que había ratones, porque los gatos dormían en el patio, dijeron que no pero dejaron que se metiera por ratos durante el día, como no funcionaba muy bien, accedieron a dejarla entrar, probamos con otros de los gatos que habían en ese tiempo pero ninguno se quería quedar, hasta que le llegó el turno a ella, se sintió como en casa de inmediato.
Y todo fue diferente por fin obtuve a mi gata, todos incluso mi abuela (aunque decía que no) la querían y se convirtió en la consentida de la casa, paso el tiempo, mis abuelos fallecieron y nos quedamos solo ella, mi tía y yo. Le hicimos juguetes, pasábamos tiempo con ella, y ella nos correspondía como mejor podía, con amor y rasguños, créanlo o no ella nos despertaba en las mañanas, parecía relojito, porque sabía a qué hora nos teníamos que despertar, incluso cuando no jejeje.
Ahí fue cuando me di cuenta que, ella nunca fue mía, porque realmente ellos no son nuestros, ellos responden como los traten, si les das amor te dan amor, pero no quiere decir que si desean irse se irán, pero no lo hacen eligen quedarse con nosotros, no son mascotas, son acompañantes, compañeros fieles y amorosos.
15 años después de aquel primer día, mi pesadilla comenzó, ella se veía triste, no era tan activa como antes, y una noche comenzaron las convulsiones, yo creí que se iría esa noche, pero no, al día siguiente la lleve al veterinario él dijo que era una infección no tratada que le causaba molestia para respirar y las convulsiones eran el realidad dificultad para respirar, se ahogaba.
A pesar de todo no termine totalmente convencido, debí hacer caso a mi intuición, dijo esa persona que le pondría 3 inyecciones de antibiótico y otras 5 de otra cosas que de momento no recuerdo cual era, pasaron la 3 y cuando fuimos por la cuarta, el veterinario no se encontraba pero le entregamos la receta a la asistente y ella le administraría la siguiente inyección pero le puso las dos, cuando solo tocaba una, le reclamamos y ella solo dijo: “perdón, no me di cuenta”, eso y además de que no veíamos mejora alguna decidimos no aplicarle la última, llamamos a otro veterinario que nos recomendó una amiga de la familia, curiosamente el mismo que la opero para no tener más crías, el me dio el verdadero diagnóstico, ella estaba envenenada y por su edad no pudo asimilar el veneno como lo haría un gato más joven, le puso una inyección pero no me dieron muchas esperanzas, me dijeron que si no daba resultado lo mejor era dormirla para no hacerla sufrir más.
Pasaron 2 días y no había mejora así que le llamamos para mejor dormirla, pero no fue necesario, mi niña murió mientras trabajaba.
Le hice pasar la peor última semana de su vida, por confiar en dos estúpidos que decían saber lo que hacían.
Mi Cucha fue la mejor criatura de este mundo, al menos para mí, y como la extraño, cuando te sentabas en el sillón ella se echaba en el otro extremo y poco a poco se acercaba a ti, en las noches frías se dormía a tu lado, incluso cuando no hacia frio, no era mal educada, sabia esperar su turno para comer y nunca se subía a la mesa no importa cuanta hambre tuviese, nunca limpiamos una sola caja de arena, ella aprecio que debía hacer sus necesidades en el patio, estaba un poco grandesita pero solo era más Cuchita para amar.
Me alegra que aunque sea en sus últimos años logre que una familia entera la amara, o al menos yo la ame y mucho.
A más de un año de su muerte, mi tía y yo dijimos que no tendríamos más gatos dentro de un tiempo, pero llego a nuestras casas una pequeña que necesitaba un hogar porque su familia actual ya no la quería, con solo 2 meses, mi tía no tuvo el corazón para decir que no, y a unos meses de su primer año con nosotros, pues, una nueva historia empieza, pero sin olvidar jamás a su antecesora.

Responder

¡Wow que historía tan linda y a la vez tan triste! Yo hace poco perdí a mi perro que tenía 10 años y fue muy dificil, ahora tengo una gata de un año que adopté, pues llegó a mi jardín de 6 meses me costó un tiempo domesticarla pero ahora ya vive en casa, no es la más cariñosa pero sé que es que por la vida que tuvo de chiquita al ser de la calle. Saludo!!

Responder

Hola Lilian, si, es como tu dices. Cuando están un tiempo en la calle, la vida los vuelve más duros y para sobrevivir se hacen menos cariñosos, porque deben defenderse de otros gatos. La vida les obliga. Son unos guerreros de la vida, así que no podemos pedirles todo, que sean dulces como un gatito que lo ha tenido todo más fácil. Pero ha tenido suerte de que tu la cuidas ahora, y lo mejor es que la comprendes!

Responder

Puedo estar tranquila ….Mi gato también me quiere.

Responder

jaja si, seguro que te quiere mucho! No se por que tienen fama de poco cariñosos, si son unos amorositos!!

Responder