Saltar al contenido

HIGADO PARA PERROS ¿LOS PERROS PUEDEN COMER HIGADO ?

Publicado el , actualizado el
higado para perros

¿Los perros pueden comer higado? ¿Crees que el higado es bueno para los perros o te resistes a dárselo a tu mascota? Hay gente que sigue pensando que dar de comer a su perro únicamente pienso industrial es la mejor opción para alimentarlo. Pero esto simplemente no es verdad. Hay muchos alimentos naturales que precisamente por ser naturales son muy sanos y nutritivos, y solamente hace falta invertir un poco de tiempo para prepararlos, y saber en qué cantidades deben administrársele a los perros.

Dar pienso a nuestros perros es genial, porque es muy cómodo, pero complementar su dieta con ingredientes y alimentos apropiados para perros, como el hígado, es aún mejor!. Toma nota de algunas ideas sobre el hígado en la dieta de los perros en este post!:

Higado para perros ¿Es bueno darle hígado a mi perro?

higado para perros

Le puedo dar higado a mi perro ? Sí, los perros pueden comer higado (y hasta deben), aunque con moderación.  Puedes dar a tu perro distintos tipos e hígado, ya sea higado de res o ternera, de cerdo, cordero, conejo o pollo.

Eso sí, utiliza para alimentar a tu perro el hígado que hayas comprado en la carnicería y el supermercado y no el de animales salvajes o caza, porque esos no pasan controles sanitarios y su consumo podría hacer enfermar a tu perro en algunos casos.

El motivo es que los órganos de algunos herbívoros salvajes pueden estar infestados de parásitos. Entonces ¿qué higado dar de comer a mi perro?

Puedes optar entre: hígado de pollo, de res o ternera, de pavo, de cordero, conejo o cerdo!

¿ El higado es bueno para los perros ?

Rotundamente sí! La comida casera equilibrada en general, es buenísima para los perros. Y el hígado como parte de una dieta canina equilibrada es muy bueno para los perros, porque es una fuente natural y barata de muchos nutrientes de calidad para mantener a tu perro en plena forma.

Puedes leer otros alimentos idóneos en la dieta del perro en que tipo de comida comen los perros (para estar sanos!).

Propiedades y beneficios del higado para perros :

  • El hígado es rico en proteinas
  • aporta grasas y ácidos grasos omega-3 y omega-6.
  • vitamina A, y vitaminas del grupo B
  • cobre, hierro, zinc, fósforo y  niacina

El alto contenido de proteinas del hígado, hace que sea un buen alimento especialmente para perros cachorros, perras lactantes o preñadas y perros que realizan ejercicio físico intenso, ya que las proteinas ayudan a generar el tejido muscular.

Además el hígado contiene hierro, por lo que sirve para combatir la anemia en perros, es decir una deficiencia de glóbulos rojos en la sangre. (La anemia ferropénica está causada por la falta de hierro, justamente). La vitamina B12 presente en el hígado, también protege contra la anemia, ya que su déficit es una de las causas que la pueden provocar.

El zinc presente en el hígado ayuda en muchos procesos orgánicos, como la asimilación de la insulina, favorece el sistema inmunitario del perro, y fortalece la cicatrización de las heridas.

Higado de pollo para perros :

El higado de pollo es bueno para los perros, ya que es un alimento excelente en su dieta por la cantidad de nutrientes que aporta. Además, por su pequeño tamaño y su coste económico, es un plato fácil de conseguir y preparar.

Entre los beneficios del higado de pollo encontramos:

  • Es alto en proteinas (22,12 g. de proteina por cada 100 g. de hígado de pollo)
  • El hígado de pollo es rico en vitamina K, indispensable para la coagulación de la sangre, por ejemplo.
  • Es rico en vitaminas del grupo B, como B12 y B9, entre otras.
  • El hígado de pollo para perros aporta zinc, hierro, y en menor proporción calcio, potasio, yodo, magnesio y otros minerales y oligoelementos.

Además de los beneficios del hígado que hemos citado en el párrafo anterior, el hígado de pollo para perros es particularmente alto en hierro, y también en ácido fólico o vitamina B9, comparado con hígados de otros animales.

El ácido fólico contribuye a la formación de nuevos tejidos y es indispensable para el buen funcionamiento a nivel celular. Una deficiencia de ácido fólico puede acarrear problemas en el pelo, úlceras en la boca, diarrea, y en cachorros, un retraso en el crecimiento. En humanos, se están estudiando los efectos del ácido fólico durante el embarazo, ya que parece prevenir algunas enfermedades congénitas, como la espina bífida.

También, comparataivamente, el hígado de pollo es más bajo en colesterol que el de otros animales.

 

Higado de res para perros

El higado de ternera para perros (ternera, o res es lo mismo) es más alto en vitamina A y vitamina B12 que los demás. También contiene más vitamina E que el resto de hígados. Por contra, el hígado de res para perros es más bajo en hierro que el de pollo, por ejemplo.

Como vemos, el hígado de ternera o el de pollo tienen nutrientes ligeramente diferentes uno de otros, y sus vitaminas, minerales y oligoelementos se encuentran en distintas proporciones y cantidades, según el tipo de hígado. Por eso es bueno combinar, e ir alternando entre diferentes fuentes de hígado para nuestro perro, para aprovechar los nutrientes de cada uno. Es decir, que es mejor dar un día hígado de ternera, otro día de pollo, otro día de pavo, etc. En la variedad está la salud!

El higado para perros debe consumirse con moderación:

Lo mismo que las personas, los perros que habitualmente incluyan hígado en sus dietas, deben consumirlo con moderación.

Es decir, no debes tratar al hígado como un alimento “normal” en la dieta de tu perro, que pueda constituir la base de un plato. Es decir, que el hígado no es como la pechuga de pollo por ejemplo, sino que: El hígado debe consumirse como un complemento en la dieta del perro (no debe ser la base de su dieta).

Entonces ¿cuanto hígado dar a un perro? o ¿cada cuanto tiempo se debe dar de comer hígado al perro?

Con ofrecer a tu perro un plato preparado con hígado dos veces a la semana es suficiente.

Mi perro comió higado y tiene diarrea negra:

Es normal que al comer hígado las heces del perro sean más negras. No pasa nada por eso, pero no es tan normal que les de diarrea. Si diste hígado a tu perro y le dió diarrea negra, puede ser por dos cosas:

  • Tal vez a tu perro no le sienta bien el hígado (cada perro es diferente, igual que las personas y puede que justo este alimento no le siente bien al tuyo). Si en repetidas veces compruebas que esto ocurre, deja de dar hígado a tu perro por precaución, y consulta a tu veterinario. Tal vez tu perro tenga alguna alergia alimentaria u otra dolencia que el veterinario te ayudará a descubrir.
  • O tal vez le diste demasiada cantidad de hígado a tu perro.

Para la próxima vez, dale menos cantidad. Es decir, usa el hígado como ingrediente en un plato de comida casera para perros (no como ingrediente principal, sino complementario).

 ¿Qué pasa si le doy demasiado hígado a mi perro?

Al final la moderación es la clave para tener una buena salud. En este caso, si te pasas dando demasiada cantidad de hígado a tu perro durante un tiempo, puede llegar a ser perjudicial para él. El perro podría desarrollar hipervitaminosis (por la vitamina A), es decir una “sobredosis” de dicha vitamina que le intoxica.

Los efectos de esta sobredosis de vitamina A dependen del caso y de lo grave que haya sido pero pueden incluir desde diarrea, pérdida de peso, pérdida de tono muscular e incluso deformaciones en los huesos, así que como ves no es ninguna tontería.

No obstante, sería una pena dejar de utilizar el hígado en la dieta de nuestros perros por miedo excesivo a una posible hipervitaminosis. Sólamente hay que respetar lo que hemos dicho, el hígado debe ser un complemento y no una base en la dieta del perro (no hace falta consumirlo todos los días).

Higado para cachorros :

¿Le puedo dar higado a un cachorro de 3 meses? Si, desde el momento del destete, los cachorros pueden comer hígado. Eso sí, si es pequeñito (2 meses), dale poca cantidad, aplastada con el tenedor o picada, mezclada con carne de pollo y yogur natural, por ejemplo, y mejor aún si lo remojas todo con un poquito de agua, para ayudarles a comer más fácil.

Es decir que si tu cachorro recién está siendo destetado, hazle una preparación con hígado cocido, en textura de papilla o purée. Verás como le encanta!!

Que es mejor para un perro mollejas o higado de  pollo:

Esta pregunta nos la han formulado, y la verdad, no es que uno sea mejor que otro. El hígado de pollo y las mollejas para perros son alimentos diferentes. Lo ideal es darles ambos, sin abusar de ninguno de ellos, para que el perro se beneficie de las propiedades de los dos alimentos.

Las mollejas son una parte del estómago de las aves, parecidas a un saquito, muy musculoso y duro. Las mollejas son parte de la casquería, ya no se cocinan demasiado para los humanos, pero son un buen alimento para perros, consumidas como parte integrante de su dieta (no la base de su dieta).

Las mollejas de pollo son altas en proteinas y relativamente bajas en calorías. También son altas en hierro y zinc. El hierro es necesario para fabricar hemoglobina y transportar oxígeno por todo el cuerpo. El zinc ayuda a combatir los resfriados al fortalecer el sistema inmunológico, y también ayuda a curar heridas.

Pero por contra, las mollejas contienen grasa y bastante colesterol, por ello no deben ser la base de la dieta de tu perro, sino ser un complemento en un plato a base de carne (o bien, si das un plato entero de mollejas a tu perro, dáselo solo en una comida o dos, como mucho a la semana).

¿Como doy de comer higado a mi perro?

Tienes dos opciones para ofrecer hígado a tu perro:

1. Ingrediente en un plato de comida: O bien le preparas a tu perro un par de veces a la semana un plato casero en el que incluyas el hígado como ingrediente (esto no quiere decir que le llenes el comedero de hígado, sino que lo mezcles con otros ingredientes como pasta, patatas, otras carnes o verduras).

2. Golosinas o recompensas de hígado: La segunda opción es darle chuches o golosinas de hígado un par de veces a la semana. (Puedes comprarlas ya hechas, o puedes haceras tú mismo en casa). Dependiendo del tamaño del perro podrás darle 2 ó 3 trocitos pequeños (si tienes un chihuahua por ejemplo) o ser más generoso si tu perro es grande. Normalmente en el paquete de golosinas, el fabricante te indicará cual es la cantidad máxima recomendada según el peso del perro.

Video recetas de higado para perros:

1) Tortilla de hígado y pan duro. Fácil y barata!

2) Comida casera para perros con hígado de pollo, carne y verduras:

Clica aqui, si quieres la receta paso a paso con explicaciones más detalladas > Receta natural para perros con ternera e hígado de pollo.

3) Premios de higado para perros (hígado deshidratado, no cocinado):

Si te gustaría hacer golosinas de hígado caseras para tu perro, pero no tienes ni idea de como prepararlas, hemos preparado esta video receta donde aprenderás a cocinar recompensas de higado. Inténtalo porque es muy fácil y barato, mira el paso a paso: